Cómo reconocer un champú para bebés dañino

El baño del bebé es uno de los momentos más maravillosos que puede disfrutar una mamá con su hijo. Pero también es importante conocer los productos con los que bañamos al bebé a diario. Entre ellos esta el champú para bebés y es necesario que sepas distinguir un buen champú de uno nocivo antes de comprarlo.


Es increíble lo suave y aromático que los champús para bebés dejan el cabello del pequeño, pero muchas veces esos resultados son consecuencia del uso de químicos y otros productos que no son de lo mejor para tu bebé. Aquí te presentamos algunas sustancias que debes evitar al momento de elegir el champú de bebés en el supermercado.

Cloruro de sodio


Es un insumo que le da al cabello esa docilidad tan característica. Pero en muchos casos se han reportado efectos negativos, como cabello reseco y picazón.

Alcohol


Lo ideal sería que no se utilizara una sustancia tan fuerte en la cabeza del bebé para nada a la hora del baño. Si bien es bueno para eliminar la grasa del cuero cabelludo, también es cierto que es precisamente esta propiedad la que produce resecamiento en una piel tan sensible como la de los bebés. Recuerda además que la grasa en el cabello de tu bebé es necesaria para mantenerlo saludable.

Si no puedes evitar usar un champú que contenga alcohol, por lo menos trata que este producto no aparezca entre los primeros cinco ingredientes, lo contrario significará que está en grandes concentraciones.

Aroma exótico o penetrante


Miles de diferentes productos químicos se combinan para lograr una gama infinita de aromas en los champús. Si muchos de esos son agresivos con la piel de adultos, imagínate lo que podrían hacer con la piel de tu bebé. Rechaza todo champú que tenga aromas penetrantes, dulces o exóticos.

Los lauriles


Hay una amplia gama de ellos, algunos más nocivos que otros. Su finalidad es la de provocar espuma, lo cual hace que el champú se pueda distribuir más fácilmente por toda la cabecita de tu bebé. Sin embargo, será mucho mejor si puedes evitarlos.

Otros elementos nocivos para el cabello de tu bebé son los parabenos, glicoles, trietanolamina, formaldehído (este último retirado por Johnson y Johnson de sus productos  ante miles de demandas), entre otros. Si encuentras cualquiera de estos nombres en un champú, descártalo de inmediato.

Comentarios